Sergio Vargas confirmó que Rafael Dudamel fue la cuarta opción para el cargo

Sergio Vargas confirmó que Rafael Dudamel fue la cuarta opción para el cargo

Un capítulo del recién lanzado libro de Walter Montillo contó cómo fue la llegada del entrenador venezolano.

Si bien se fue al finalizar la última temporada, Walter Montillo todavía sigue dando vueltas en la cabeza de los azules y, con mayor énfasis en la directiva de Azul Azul, con quien no terminó en buenas relaciones.

Ahora fue el turno de uno de los directores deportivos que están pronto a salir del cargo, Sergio Vargas, quien tuvo que salir aclarar un episodio del recién lanzado libro de la “Ardilla”, donde cuenta cómo llegó Rafael Dudamel a la banca azul.

“No voy a desmentir lo que dice Walter porque es así. Yo lo lamento un poco, porque hay conversaciones privadas que se tienen que mantener en ese ámbito. Pero bueno. Está escrito y es así”, comentó Vargas en Redgol.

“Para ser concreto: el entrenador de la U era Martín Lasarte. Un día viernes, a principios de noviembre, se llegó a un acuerdo con él. Cristian Aubert lo informa al directorio, pero el día lunes nos comunica que por temas personales Martín Lasarte no puede llegar a la U”, contó el director deportivo.

Fue entonces que el ex arquero tuvo que aclarar cómo se llegó al nombre del entrador venezolano, quien no estaba dentro den las prioridades para concretar su arribo.

“A partir de ahí tomamos contacto con Daniel Garnero y Gabriel Heinze, que eran los otros dos candidatos para entrenador. Yo hablé personalmente con los dos y por distitnas razones no pudieron llegar“, señaló Vargas.

“Y después corrió la lista a otra serie de técnicos dentro de los que estaba Rafael Dudamel. Y finalmente se termina optando por Dudamel, pero es así como dice Walter, sentenció quien fuera el mandamás futbolístico de la U en los últimos dos años”, enfatizó.

En ese sentido, Vargas también reveló algunas diferencias que ha tenido el técnico con los jugadores, las que han tenido que resolver en conjunto, por ejemplo, con reuniones con referentes.

“El entrenador tiene distintas capacidades, como por ejemplo, que es muy bueno tácticamente pero no tiene tantas habilidades blandas. Como gerente deportivo debes tratar de apoyar y fortalecer esa parte a través de tu gestión. Y en ese momento había una relación muy tirante entre algunos jugadores y Dudamel”, comenzó contando.

“A partir de la experiencia les hice ver (a los jugadores) que había que enforcarse en lo que realmente era importante, que era ganar los partidos. Había que obviar ciertas cosas. Uno no puede concordar todo con los entrenadores, pero lo importante es el beneficio del equipo”, cerró “Superman”.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *