Marcelo Jara y su desvinculación de las inferiores: “Mi salida la tomé con tranquilidad y, la verdad, que no con sorpresa”

Marcelo Jara y su desvinculación de las inferiores: “Mi salida la tomé con tranquilidad y, la verdad, que no con sorpresa”

El ex entrenador de la Sub 19 sinceró su despido de la Universidad de Chile, donde contó algunas diferencias con directivos y que es el momento de lograr una buena restructuración manteniendo las bases del fútbol formativo.

Once años estuvo en el club Marcelo Jara. Técnico de las juveniles y que, en más de una oportunidad, fue un salvavidas para el primer equipo cuando se despedía un entrenador donde siempre estuvo dispuesto para asumir el desafío.

Pese a todo, Marcelo Jara dejó de pertenecer al club esta semana, por una medida tomada por los nuevos administradores de Azul Azul, quienes han iniciado una restructuración de las fuerzas básicas de la Universidad de Chile, la que comenzó con la desvinculación de otro histórico como Mariano Puyol.

“La sensación de la desvinculación es de tristeza por dejar la instrucción, mis compañeros, la gente que trabaja alrededor del club que uno no tiene la posibilidad de despedirse y, obviamente, uno se va triste, como en toda relación laboral y que uno perdura tantos años, que además ha sido gran parte de mi carrera deportiva. En este momento se toma con tristeza y también con sensaciones de paz con respecto a la pasada en el club, porque nos entregamos con todas las diferencias que podamos haber tenido con los directivos o la forma que tiene cada club. Me parece que siempre se sacan saldos positivos, más a favor con respecto a la estadía en el club. Tiene dos sentimientos encontrados; tristeza por dejar y tranquilidad por haber estado en un lugar donde nos entregamos de buena manera y hubo entrega de ambas partes”, comentó Jara en conversación con Emisora Bullanguera.

¿Qué sensaciones le genera esta salida del club? Mi salida la tomé con tranquilidad y la verdad que no con sorpresa, porque venía con algunas diferencias con algunas personas en la institución que pudieron haberse manifestado de esta manera y que hubiesen desatado este tipo de situación a través del tiempo, no solo en el corto plazo, también a lo largo. También por los ciclos que se cumplen por las personas que dirigen. Uno puede prever que se cumplió un ciclo, las relaciones por esas diferencias se van desgastando y que son inherentes a la actividad deportiva. En ese sentido no juzgo intenciones de las personas hacia eso, lo tomo como una situación, por lo menos de parte mía, que tuve diferencias y conflictos en el club, que se presentaron por una situación muy técnica, especifica y generaron roces que también gatillan esta salida. Uno lo entiende, no se juzga y no se responsabiliza a nadie en particular, son temas que pasan en el fútbol.

¿Pudo cumplir los objetivos que se trazó al llegar al fútbol formativo? En ese sentido se dieron de buena manera, me sentí bien y bien acogido por el club. Sin duda hubo episodios que en toda relación laboral se dan, pero con respecto a objetivos sin tener mayores expectativas, solo una dirección de poder adaptarme a un sistema deportivo, en cuanto a la parte técnica se cumplieron todos los objetivos, pero quedan inconclusas cosas que tienen que ver con ideas o que van naciendo en el proceso, pero creo que sacando cuentas siempre hay cosas muy positivas de lo que se desarrolló.

¿Qué le parece el momento institucional que está pasando la Universidad de Chile? A estado un poco inestable en el último tiempo. Por los cambios que se van generando, por una conducción más clara y concreta de parte de la gente que dirige, donde se están buscando los ajustes necesarios, pero siempre están intentando incorporar nueva metodología, nuevas formas para desarrollar las cosas. En esa búsqueda deben encontrar el eje para poder mantenerlo, que es lo que más cuesta en el fútbol, sobre todo en la institución que está pasando por problemas de inestabilidad. En líneas generales eso les pasa a todos los clubes, muchos que deambulan, a excepción de algunas que mantienen estabilidad de formato, idea y modelo. También de gestión y competencia, me parece que en ese aspecto la ‘U’ tiene que encontrarlo y no estar en esos vaivenes, porque probablemente se mantenga esa dificultad para encontrar estabilidad como en todas las cosas.

¿Cómo califica el maneja que ha tendido el club durante esta última etapa? El manejo del club está a la vista que es irregular, dadas las circundanticas que se han ido presentando de cambios de controladores en las sociedades anónimas, que parece que ha sido muy caótico en algunos aspectos por la salida de mucha gente, no solo en este ciclo, en anteriores también, donde no han podido encontrar esa regularidad. La intención siempre está del club, de poder estar en las mejores intenciones, de buscar esa regularidad invirtiendo y haciendo cosas, pero en esa búsqueda puede llegar el momento de ajustes. En estos momentos están en buen pie porque se ha ido avanzando y ha ido creciendo el club, lo veo en la parte más estructural de lo que es la formación que me tocó ver. Solo diría que esa inestabilidad se podría logar en el plantel de honor, que se mantenga también un grupo técnico como ahora lo podría hacer Estaban Valencia, que podría dar continuidad a un proceso que permita no tener tanta irregularidad y hasta encontrar un funcionamiento, porque la inmediatez de lo que pasa en el futbol y, sobre todo en el fútbol profesional, va llevando al club a esta irregularidad.

¿En qué situación quedó el fútbol formativo? La situación del club con esta restructuración esta con una base sólida para seguir desarrollando las cosas que se han estado trabajando en los últimos años, donde en todos los procesos se ha sacado la mejor de las idea y formas. Va teniendo una buena cara, esa estructura del fútbol formativo es más regular y está en buen pie para los ajustes necesarios que puedan visualizar las personas encargadas del área. El formato estructura no debería modificarse tanto, en ese plano he visualizado todos estos años que ha ido ocurriendo.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *